• ¿Tienes dudas? Te atendemos por Whatsapp: Bilbao 633 137 537 / Gernika 640 276 705

CASO CLÍNICO DE UN BEBÉ: PLAGIOCEFALIA (cabeza aplanada)+ TORTÍCOLIS 150 150 Arantza Cabrera

CASO CLÍNICO DE UN BEBÉ: PLAGIOCEFALIA (cabeza aplanada)+ TORTÍCOLIS

Actualmente tenemos varios casos en consulta con deformidades craneales, que en la mayoría de ellos, cursan con alguna alteración más asociada.
En este caso, este peque llegó hasta nosotras porque veían que el aplanamiento de un lado de la cabeza cada vez iba a más.

La amatxu nos cuenta que fue un bebé muy grande al nacimiento (+ de 4600 gr), que durante los últimos meses de gestación veían que tenía poco sitio para moverse. Parto provocado, largo, mucho tiempo encajado y uso de ventosa al final. Y que los primeros meses ha sido muy bueno, muy «tranquilote», y se movía poco / pocos cambios de posición. No siempre los antecedentes son tan claros, pero en este caso había varias causas posibles para esas asimetrías. 

En el cráneo observamos el aplanamiento en el occipital (hueso de atrás) derecho, y asociado abombamientos en los parietales (huesos laterales) y en el frontal (frente) derecho. Aunque en la foto no se aprecia, la orejita derecha también estaba un poco adelantada.
Lo que la familia no había apreciado todavía era la tortícolis que también presentaba, muchas veces asociada y otras veces causante de la deformidad craneal.
Durante la valoración observamos que la posición en reposo del peque era con inclinación izquierda y ligera rotación derecha. De forma activa le costaba girar la cabeza hacia la izquierda, y si lo girábamos nosotras notábamos cierta tensión en los últimos grados y el peque enseguida volvía a su posición cómoda.
También observamos que movía menos el brazo izquierdo, bien porque giraba menos hacia ese lado y lo tenía menos presente o bien porque la tensión del cuello llegaba hasta el hombro y escápula (o ambas cosas).

Explicamos a la familia todo lo observado, y cómo estos aspectos influían en su desarrollo motor, no solo era un factor estético.
En la consulta hemos trabajado: terapia manual/osteopatía infantil craneal, estiramientos,  movimientos activos y pasivos del cuello, ejercicios/juegos para favorecer su desarrollo motor…

Pero lo más importante es todas las pautas que se llevan para casa. En este tipo de casos, las familias tienen que ser muy constantes con las indicaciones para poco a poco ir observando evolución. ¡Esta familia ha sido una campeona!
La evolución está siendo muy positiva, la asimetría craneal se ha resuelto en su mayor parte y su postura en reposo ya es simétrica en la línea media. Su desarrollo motor cada vez es más armónico, por lo que ya van quedando menos cosas por trabajar .

Si ves que tu bebé comienza a tener un lado de la cabeza más aplanado o que solo gira la cabeza hacia un lado, la fisioterapia/osteopatía pediátrica puede ayudarte. La evolución suele ser mejor cuanto antes se empieza a tratar. 

Privacidad